Entretenimiento Más Noticias

Wifi Ralph: la amistad trasciende el mundo 2.0

 

Es probable que quienes vieron Ralph el Demoledor (2012), tengan la impresión de que el gigante fortachón y la pequeña Vanellope no tienen nada nuevo que ofrecerles, y se equivocan porque la secuela de Disney y Pixar saca al noble destructor y a la pícara corredora de autos de su zona de confort.

Wifi Ralph encuentra a la más pequeña de la dupla aburrida porque se conoce todas las pistas de Sugar Rush. Ralph intentará que enfrente nuevos retos, pero no obtendrá los resultados esperados tanto que, sin querer, pondrá en riesgo el dulce juego de su amiga.
Paradójicamente la solución a sus problemas está en el nuevo vecino de la cuadra: Mr. Litwak contrató el servicio de Internet y contrario a lo permitido, Ralph y Vanellope caerán rendidos ante el encanto de la web, sus búsquedas, las distintas aplicaciones y hasta un «sitio web súper intenso y alocado», la dirección electrónica de Disney, donde la pequeña se encontrará con las princesas Ariel, Bella, Moana, Mérida, Blancanieves, Elsa y Anna, Rapunzel, Pocahontas, Jazmín, Mulan y uno que otro personaje del universo animado.
Pero así como los protagonistas no darán crédito a sus ojos, también conocerán el lado menos amable de Internet.
Los guionistas Phil Johnston y Pamela Ribon le aumentaron la irreverencia y humor negro, todo ello bajo las directrices de Rich Moore y Phil Johnston, haciéndola más ocurrente y divertida que la primera entrega.
Wifi Ralph ofrece 116 minutos de color, música y bromas dirigidas para públicos de todas las edades, con las actuaciones de John C. Reilly, Sarah Silverman y T. J. Miller.
@yolimer